Title Image

Que mengen els peixos d’aqüicultura?

Que mengen els peixos d’aqüicultura?

La universitat d’Oviedo demostra en un estudi que el  pinso de l’aqüicultura no conte únicament descarts de la pesca sinó especies pescades directament a aquest fi.

 

Peces ‘salvajes’ engordan las especies de acuicultura

Un análisis de los piensos detecta restos de animales extraídos directamente del mar, en lugar de descartes

 

 

ANTONIO MADRIDEJOS / Barcelona

La universitat d’Oviedo demostra en un estudi que el  pinso de l’aqüicultura no conte únicament descarts de la pesca sinó especies pescades directament a aquest fi.

 

Peces ‘salvajes’ engordan las especies de acuicultura

Un análisis de los piensos detecta restos de animales extraídos directamente del mar, en lugar de descartes

 

 

ANTONIO MADRIDEJOS / Barcelona

Los piensos para peces incluyen en sus componentes especies marinas de altos niveles tróficos, en parte procedentes directamente de pesquerías extractivas, lo que contraviene el principal objetivo ecológico de la acuicultura, es decir, reducir la presión humana sobre los recursos salvajes. “Los peces de cultivo deberían ser alimentados con descartes pesqueros y tender hacia las proteínas vegetales, pero no siempre es así”, lamenta Alba Ardura, investigadora de la Universidad de Oviedo que ha analizado genéticamente diversos piensos comerciales.

Aunque ninguna ley la prohíbe, esta práctica no es sostenible, insiste la bióloga. “Si estas proteínas se obtienen de pesquerías extractivas, la acuicultura deja de ser una alternativa a la sobrepesca y pasa a contribuir a ella”, señala. Uno de los problemas de la acuicultura es que los consumidores prefieren las especies más carnívoras, como el salmón.

Ardura y otros investigadores del Departamente de Biología Funcional de la Universidad de Oviedo analizaron genéticamente piensos comercializados en España y destinados a cíclidos de acuario, salmones y peces marinos de acuicultura. La investigación se ha publicado en la revista Fisheries Research.

Secuencias de ADN

Tras eliminar el aceite y las grasas de la comida, obtuvieron secuencias genéticas de ADN mitocondrial y las compararon con bases de datos de especies para intentar identificarlas. Los científicos detectaron en los piensos ocho especies de peces marinos salvajes. “No sabemos en qué proporción se encuentran, pero están presentes con seguridad”, dice Ardura.

Aunque es imposible garantizarlo, los investigadores afirman que seis de las ocho especies detectadas pueden proceder de descartes pesqueros, restos de pescado sin utilidad en la industria de las conservas y los congelados, porque justamente se aprovechan mucho en este sector. Se trata de la anchoveta peruana (Engraulis ringens), el espadín (Sprattus sprattus), el bacalao del Pacífico (Gadus macrocephalus), el merlán (Merlangius merlangus), el jurel (Trachurus symmetricus) y la caballa pintoja (Scomber australasicus).

Lanzón y arenque común

Sin embargo, las dos restantes especies se comercializan frescas sin procesar, “por lo que se sospecha que su aparición en piensos para acuicultura procede directamente de pesquerías extractivas”, dice Ardura. Son los casos del arenque común (Clupea harengus) y el lanzón del Pacífico (Ammodytes personatus).

La investigación sugiere que la acuicultura se mantiene en parte por las pesquerías y que los peces de acuicultura son alimentados por peces salvajes vendidos sin procesar. La bióloga propone revisar “urgentemente” la composición de las harinas de pesca para sustituirlas por otras proteínas.

Sense comentaris

Feu un comentari